lunes, 7 de junio de 2010

Actividad Económica

Actividades primarias

Como actividades primarias se agrupan caza, pesca, agricultura, pastoreo, ganadería y silvicultura. Estas actividades van desde modos de producción primitiva que se practican todavía en sociedades subdesarrolladas o pobres de África, Asia y América Latina, hasta formas de producción avanzadas que aplican herramientas perfeccionadas; por ejemplo, la agricultura mecanizada del noroeste de Europa o la ganadería vacuna de los Países Bajos, la faja maicera de Estados Unidos, importante en el plano mundial por su gran rendimiento en términos económicos, y las pesquerías de Japón, Francia, Inglaterra o Noruega, explotadas con alta tecnología. Las actividades primarias no pierden su carácter por el hecho de usar tecnología avanzada o por ser mecanizada, ya que finalmente dependen de su relación directa con el elemento natural (suelo, clima, agua, relieve, etc.)

Actividades secundarias

Las actividades secundarias son las relativas a la industria, tanto ligera como pesada. La primera produce bienes de uso y consumo, como alimentos procesados, ropa o línea blanca, refrigeradores, estufas, etc. Comprende entre otras las industrias alimentaria, textil y farmacéutica. La industria pesada o de equipo fabrica los bienes de producción, es decir, la maquinaria que a su vez produce bienes de consumo. Pertenecen a este ramo las industrias metalúrgicas, del acero, química y del cemento. Las característica primordial de las industrias es la transformación de la materia prima mediante procesos más o menos complejos. Entre otras actividades se cuenta la minería, porque los minerales extraídos pasan por diversos procesos de transformación que los someten a tratamiento diferenciales para su utilización en la industria.. Uno de los indicadores del grado de desarrollo de los países es un producción industrial

Actividades terciarias

A las actividades terciarias, que comprenden los servicios, los transportes, y el comercio, corresponde la cúspide de la pirámide. Estas actividades mantienen una relación muy estrecha, aunque cada una tiene características propias. Así, el nivel de desarrollo de cualquiera trasciende a las demás. En efecto, el avance de los transportes propicia un mercado más ágil y fluido, con áreas de expansión cada vez más amplias. Al mismo tiempo, un comercio dinámico amplía el mercado interno y externo y posibilita el intercambio de productos diversificados, lo que requiere de más y mejor transporte. Asimismo, los servicios están presentes en gran medida en la organización de estas actividades, de ahí que un mayor avance de las ciencias y la tecnología genera un mejor transporte que fomenta un comercio más dinámico. Pero esta mejora de los transportes y la ampliación del comercio traen como efecto indirecto un desarrollo desigual y combinado. No es raro observar que pueblos de escaso desarrollo y pobres combinan etapas de evolución anteriores con las más modernas .Un ejemplo de ello es el uso de utensilios de la edad de piedra en algunas comunidades rurales de América Latina, que coexiste con las antenas parabólicas o con el consumo de alimentos procesados característicos de las sociedades industriales y modernas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada